Composición corporal en corredores

La composición corporal no es lo mismo que el peso corporal. No es lo mismo pesar 70 kilos con un porcentaje de grasa alto, que 70 kilos con un porcentaje de grasa bajo y más masa muscular. Dependiendo de nuestros objetivos como corredores, la composición corporal juega un papel importante en el desempeño deportivo. A lo que me refiero con esto es, que si bien podemos cargar con unos kilitos de más y seguir corriendo, la verdad es que por cada kilo extra que traigamos cargando nuestras articulaciones sufren mayor desgaste e impacto. De por sí correr es un deporte donde se tiene un gran riesgo de sufrir lesiones, si traemos equipaje extra se tiene un mayo riesgo de sufrirlas sino estamos muy fuertes.

Es por eso, que es importante que te alimentes bien como corredor, sin caer en los excesos y sin hacer dietas extremas para lograr un objetivo de peso que no va de acuerdo a tu realidad y a tus objetivos deportivos. Ya seas corredor por hobby o te guste entrarle a las carreras, es importante que te alimentes correctamente y por eso aquí te sugiero algunas cosas básicas para que alcanzes tus objetivos de composición corporal de forma saludable:

  1. Lo primero es acudir a un especialista (nutriólogo) para que evalúe tu estado de nutrición y mida tu composición corporal. Juntos, el especialista y tú deberán plantear objetivos conforme a tus metas como corredor y como persona.
  2. Hay que determinar si necesitas realmente perder peso, lo ideal es que lo hagas fuera de temporada para no arriesgar tu rendimiento deportivo.
  3. Lo ideal es que la restricción de energía sea moderada, más o menos un consumo de 500 kilocalorias menos al día contribuye a un perdida de peso constante y realista.
  4. No te dejes llevar por dietas milagro y aléjate de todos los tratamientos que promuevan una pérdida de peso mayor al 2% de tu peso corporal por semana.
  5. Un buen tratamiento nutricio o dietético es aquel en el que te apoyan y enfocan tu plan de alimentación a que cambies tus hábitos y tu estilo de vida, más que a seguir un regimen que ni siquiera va de acuerdo a tus necesidades y gustos.

Por último, disfruta correr, disfruta de alimentarte sanamente y de ser congruente con los beneficios que te trae el hecho de ser corredor complementado con una buena y sana alimentación.


Publicación más antigua Publicación más reciente